"LA TERRAZA" (1963) Leopoldo Torre Nilsson


TITULO ORIGINAL: La terraza
DIRECCIÓN: Leopoldo Torre Nilsson
GUIÓN: Leopoldo Torre Nilsson, Beatriz Guido (Cuento: Beatriz Guido)
REPARTO: Graciela Borges, Leonardo Favio, Dora Baret, Marcela López Rey
GÉNERO: Drama
AÑO: 1963
PAÍS: Argentina
DURACIÓN: 90 minutos


Análisis


Unos adolescentes ricachones viven apilados en un suntuoso edificio de Buenos Aires, hasta que un día, suben hacia la terraza y comienza su odisea signada por la lozanía y la inactividad. Día a noche, continúan sin demasiadas preocupaciones, de fiesta en fiesta, atestados en aquella vieja terraza entre alcohol, empanadas, cantos y bossa-nova. Hasta que algún día, los viejos residentes de aquel edificio intentan poner un coto a la situación Los jóvenes deciden encerrarse en el edificio y amenazan con tirarse al vacío si son perturbados. El final es trágico y no conviene demasiado entrar en detalles, tampoco, es significativo discurrir entre el solaz pasatiempo de aquellos jóvenes y el ritmo lánguido de su recorrido.
Leopoldo Torre Nilsson, basándose en el cuento de su mujer, Beatriz Guido, le da voz, por primera vez, a una juventud encerrada en su propio ghetto, en su rutinaria vida, predispuesta a un destino ya escrito. ¿Hacia donde se conducen justamente? Hacia un vacío que permanece allí, al borde de la cornisa y al continuar de su vida. En ese ocio permanente en el que se encuentran y vivirán seguramente, hasta el final de sus días, conduciendo los destinos de sus empresas, de su país y de sus familias. Refugiados en sus casas lujosas y malgastando el tiempo, sin ninguna capacidad de absorción del entorno, del verdadero mundo que espera abajo, en el vacío, esperando por ellos.
Torre Nilsson utiliza un lenguaje metafórico y autorreferencial, pues él, como nadie, conoce sus orígenes y los distribuye entre miradas, entre las risas mononeuronales de los jóvenes, entre los cuerpos quemados por el sol abrasivo de una Buenos Aires en enero.

LAMENTABLEMENTE NO EXISTEN VIDEOS EN LA INTERNET DE ESTA PELÍCULA.

0 crónicas póstumas: