38. "El nuevo camino del hombre". A.N.I.M.A.L. (1996)


Acosados nuestros indios murieron al luchar, nació como una banda del underground porteño, mezclando un crudo y poderoso hardcore con el thrash metal (reminiscencias de Metallica o Megadeth) y el punk.
“El nuevo camino del hombre” es el disco fundamental de la banda, en sus mejores tiempos, con su mejor formación: Martín Carrizo, Marcelo “Corbata” Corbalán y Andrés Giménez. En tiempos furtivos para la innovación musical, los A.N.I.M.A.L. se animaron al cambio como contrapropuesta de la manoseada escena heavy, que tenía como estandartes al inefable fascista Ricardo Iorio y sus súbditos de clones: Malón, Tren Loco, etc. Ni que hablar de los ya viejos y gastados, calzados en ridículos cueros, Riff.
Primitivamente, la banda nace proponiendo una mirada intelectual y contestataria sobre la realidad argentina, haciendo hincapié en rescatar las raíces de nuestra sangre: la matanza aborigen y la usurpación de tierras por parte de los popes económicos. A esta pose contestataria se le suman los elementos ya nombrados, el poder hermético de una banda que experimenta con lo más crudo del género, y donde resalta el virtuosismo de Carrizo en batería, la voz pútrida de Giménez y los coros sanguinolentos de Corbalán.
Como a todo tiempo de buenas cosechas le llegan las malas, a A.N.I.M.A.L., quizás sucumbidos por su propio peso, cayeron, y nunca más pudieron igualar el éxito y la creatividad de “El nuevo camino del hombre”.

"AMIGOS", A.N.I.M.A.L.

0 crónicas póstumas: