Puesto 97. "Life in a Cartoon Motion" (2007) MIKA


Unos buenos arreglitos musicales, una aguda voz que emula al Freddie Mercury de las peores épocas y un manojo de canciones pop de marcada tendencia andrógina. Sería un buen resumen del disco debut del cantante libanés Mika, “Life in a Cartoon Motion”. Disco que le valió la aceptación de la crítica y varios premios de dudosa procedencia, es una mezcla de un pop optimista con canciones que pueden servir como himnos de los sectores marginados por cualquier condición sexual. Una bolichera versión de Queen y Prince, siguiendo la línea de bandas como Scissor Sisters, Peaches o Tok Tok, Mika presenta este disco como un juego. La mezcla de sonidos electrónicos, con arreglos de piano y guitarra, son el escenario en el que este cantautor imprime sus letras de volátil poesía, de glamoroso tinte. Es una representación musical de una época, donde todo transcurre velozmente, metaforizando a una gran pista de baile, donde cada uno es un ser individual y baila frenéticamente un ritmo repetitivo y cansador. Es una crónica de un tiempo donde importan las apariencias, las sustancias que despejan la mente y donde todo es acción.
Al margen de cualquier aseveración que pueda llegar a hacer, este disco, dentro de los parámetros en los cuales se mide esta clase de pop, es una buena pieza musical que conjuga desparpajo, ritmo y frenesí.
De 1 a 10: 6 puntos.

0 crónicas póstumas: